Soplando voy y el concierto solidario

Ángel Luis Valbuena

CBS en Azuqueca de Henares

El proyecto Soplando Voy nace en la clase de 3o de ESO, concretamente en la asignatura deMúsica Activa y Movimiento del colegio Giovanni Antonio Farina de Azuqueca de Henares. Pero tiene un claro antecesor que fue el proyecto Crea Banda Sonora 2.0 tutelado por Óscar Ávila y Antonio Domingo con el respaldo del Centro Regional de Formación del Profesorado de Castilla – La Mancha en 2015. En aquel momento, el Colegio Giovanni Antonio Farina participó en el encuentro regional adscrito al propio proyecto celebrado en Guadalajara, interpretando un flashmob basado en una canción de Black Eyed Peas llamada “I Gotta Feeling” con colaboración con otros dos colegios de la región.

Pero la propia idea de hacer un concierto solidario surgió en la visita que tradicionalmente hacen los alumnos de la asignatura de música a la residencia de ancianos “Juan Pablo II” de Alovera en las fechas próximas a Navidad. La actividad en sí misma ya tiene un importante trasfondo solidario, así que sólo había que darle una vuelta de tuerca.

La actividad comprende todo aquello que pueda estar relacionado con un concierto, desde la publicidad hasta la propia puesta en escena. Todo está absolutamente controlado y realizado por los alumnos. Todo, salvo las partituras y bases musicales que, obviamente son competencia del profesor de la asignatura de Música. Por lo tanto, las actividades se han divido en secciones de las que se encargaban directamente los alumnos: audiovisuales, publicidad, organización, vestuario, identificaciones, cartelería, invitaciones, entradas, administración y sobre todo… tocar la flauta.

En esta actividad, que podríamos encajar perfectamente dentro del marco del aprendizaje basado en proyectos (ABP), hemos contado con la inestimable ayuda y colaboración de dos las profesoras del centro: Marta Santamaría, profesora de Iniciativa a la Actividad Empresarial y Ma Dolores Trigo, profesora de Tecnología. Ambas se han volcado desde el primer momento en el proyecto y sin ellas no hubiera sido posible conseguir con tanta eficacia ni patrocinadores y colaboradores, ni un espacio escénico que, de manera desinteresada, nos cedió el Excmo. Ayuntamiento de Alovera.

El concierto solidario fue todo un éxito. Con más del 85% de las entradas vendidas, no hubo butacas vacías porque quien no pudo asistir en persona estuvo presente en nuestro corazón. Tanto fue así, que las aportaciones en forma de “Fila 0” recibidas superan con creces el aforo máximo permitido. El programa del concierto incluyó canciones de sobra conocidas por todos, adornadas por proyecciones audio-visuales, creadas por los propios alumnos. En la primera parte del concierto se interpretaron canciones como “Every Breath You Take” del grupo The Police, “Vois sur ton chemin” que es una canción incluida en la banda sonora original de la película Los Chicos del Coro o “How Far I’ll Go” que está incluida en Vaiana, una de las últimas películas de Disney, que cerraba la primera parte de la intervención.

Después del descanso, en el que se realizó un sorteo de varios artículos donados por distintas empresas tanto de Alovera como de Azuqueca, el concierto continuó con canciones como “Boulevard Of Broken Dreams” del grupo Green Day, “Hey, Brother!” a modo de homenaje al tristemente desaparecido Avicii, “Mi gran noche” del inconmensurable Raphael, “Yo contigo, tú conmigo” del famosísimo grupo Morat y cerraba la actuación “The Final Countdown” del mítico grupo Europe. Un total de 10 piezas que los alumnos interpretaron de manera magistral haciendo gala de un dominio de la flauta poco común y sorprendiendo con el repertorio a todos los asistentes.

“La música sirve para ayudar a los demás”

Después de una primera experiencia altamente satisfactoria en la que rozamos el lleno absoluto de la sala y en la que disfrutaron tanto familiares, amigos y conocidos como los propios alumnos, los chicos no pudieron menos que interpretar esta circunstancia como una toma de impulso que les condujera directamente a otro concierto, pero esta vez en nuestra ciudad. Con estas palabras, el grupo de gestión y administración del proyecto solicitaba un espacio escénico para realizar un segundo concierto en nuestra localidad:

“Somos una clase de música que un día nos preguntamos: “¿Para qué sirve tocar la flauta?”. Entonces nuestro profesor Ángel, nos dijo que una de las utilidades de la música es ayudar a los demás. Y así fue como nos pusimos manos a la obra a preparar un concierto que llamamos “Concierto Solidario”, del cual tuvimos una primera experiencia en Alovera y ahora nos gustaría repetirla en Azuqueca. Todo lo recaudado lo donamos a Caritas Alovera, llegando a una cifra más que considerable, que conseguimos con la venta de entradas y con una entrada simbólica que llamamos “Fila 0”, la cual sirve para hacer donaciones, aunque no asistas al concierto. Para atraer a más público, también realizamos un sorteo en el que repartimos productos que nos proporcionaron empresas y patrocinadores. El Ayuntamiento de Alovera nos cedió las instalaciones de la Casa de la Cultura y nos donó una cesta de frutas para la rifa y terminó muy contento con nuestra actuación.

A través de esta presentación, les queríamos pedir su colaboración con nosotros y nuestro proyecto, cediéndonos un lugar donde podamos hacer una segunda edición del mismo aquí, en nuestra ciudad e invitarles al mismo.

Como alumnos del Colegio Giovanni Antonio Farina, queremos que nuestro esfuerzo y el trabajo realizado en clase, tenga una repercusión en nuestro entorno, en la población azudense, de manera que todo lo recaudado en el futuro concierto sería donado íntegramente a cualquier obra social de la que necesite Azuqueca de Henares, aunque nosotros habíamos pensado en “Cáritas Azuqueca”.

Sin otro particular, les agradecemos de antemano la atención que nos prestan y esperamos que este proyecto encuadre en su programa de actividades solidarias.

Fdo. Los alumnos de 3o ESO del Colegio Giovanni Antonio Farina.”

Y así es como 34 alumnos han aprendido que pueden cambiar “un poquito” la realidad de su entorno ayudando a quien más lo necesita: los niños. Pero nosotros también debemos aprender de ellos, porque de una pequeña idea puede surgir la acción más solidaria y altruista que hubiéramos podido imaginar: que 34 alumnos toquen la flauta.

Actualización Metodológica
Formación
Reparación de instrumentos
Zona Apps
Partituras
Neuroeducación
Proyectos y ponencias